3 métodos:Protegerte de los bravuconesAyudar a los demás a lidiar con los bravuconesTerminar el problema del bullying

Las burlas, los insultos, las amenazas, los rumores, los golpes y los escupitajos pueden ser parte de un comportamiento repetitivo e indeseado conocido como bullying.[1] Aunque el bullying normalmente hace referencia al comportamiento entre los niños de edad escolar, muchos lo usan de manera más general para denominar a las tácticas agresivas que usa una persona para lastimar de manera verbal, social o física a alguien que tiene (o se percibe como tal) menos poder.

Anuncio

Método 1 de 3: Protegerte de los bravucones

  1. Imagen titulada Stop Bullies Step 1
    1
    Determina si es un caso de bullying. No hay un solo tipo de bullying, ya que hay formas verbales, sociales y físicas del comportamiento agresivo conocido como bullying. Pero lo que todas ellas tienen en común es que son comportamientos indeseados y repetitivos (suceden más de una sola vez).[2]
    • El bullying verbal incluye las tomas de pelo, los insultos, los comentarios o bromas sexuales inapropiados, las burlas y las amenazas.
    • El bullying social hace referencia a los intentos de lastimar la reputación o relaciones de alguien y puede incluir la divulgación de rumores sobre esa persona, decirles a los demás que no se relacionen con ella o avergonzar a alguien en público adrede.
    • Es importante que sepas que el bullying verbal y social no siempre se realiza en persona. El ciberacoso es un tipo de bullying que sucede por medio del correo electrónico, páginas de medios de socialización digital, mensajes de texto o cualquier otro espacio digital.[3] El ciberacoso puede incluir mensajes amenazadores, bullying en línea, demasiados mensajes de texto o correos electrónicos, imágenes o información vergonzosa publicada en los medios de socialización digital y otras tácticas de bullying social que se usan en el espacio digital.[4]
    • El bullying físico sucede cuando alguien lastima el cuerpo o las pertenencias de otra persona. El bullying físico incluye los escupitajos, los golpes, los empujones, las patadas, los puñetazos, las zancadillas y los tirones, así como los robos o la destrucción de las pertenencias de alguien.
    • Recuerda que todos estos comportamientos pueden suceder y no ser considerados como bullying. Si un comportamiento malvado o agresivo, como un golpe o un insulto, sucede una vez, no es considerado bullying en términos estrictos. Pero si sucede en repetidas ocasiones o llega a ser evidente al punto que el autor del hecho pretende seguir con su comportamiento indeseado, puede ser denominado bullying.
    Anuncio
  2. Imagen titulada Stop Bullies Step 2
    2
    Mantén la calma y dile que se detenga. Mira a esa persona y, con una voz tranquila y clara, dile que se detenga, que sus acciones son inapropiadas o que está siendo irrespetuosa.
    • Si eres bueno para bromear con los demás y no te sientes amenazado, también podrías tomar esos comentarios en broma o responderles algo en broma. Una respuesta divertida puede desarmar al bravucón al agarrarlo desprevenido.
    • Si el bullying sucede en línea, es mejor que no respondas los mensajes. Si sabes quién es la persona y te sientes cómodo con decirle que se detenga, espera hasta que estén cara a cara para hacerlo.[5]
  3. Imagen titulada Stop Bullies Step 3
    3
    Márchate. Si no te sientes seguro o cómodo para decir lo que piensas, simplemente márchate. Aléjate de la situación y ve a un lugar seguro en el que haya otras personas en las que confíes.
    • Si estás lidiando con un bravucón cibernético, deja de responder sus mensajes o cierra sesión en esa página. Para evitar más la situación, bloquéalo para que no se pueda comunicar directamente contigo.
  4. Imagen titulada Stop Bullies Step 4
    4
    Conversa con alguien de confianza. Acude a un adulto, familiar, profesor, colega, alguien de confianza y explícale qué sucedió.
    • Conversar con otra persona puede ayudarte a sentir menos temor y menos soledad, además de ayudarte a determinar qué debes hacer luego para evitar más bullying.
    • Si te sientes amenazado o inseguro, es mejor que hables con alguien que tenga una autoridad sobre el bravucón y pueda intervenir a tu favor, como un profesor, jefe o policía.
  5. Imagen titulada Stop Bullies Step 5
    5
    Piensa en maneras de mantenerte a salvo, emocional o físicamente. El contraataque no depende de ti y siempre debes hablar sobre lo que has experimentado con alguien de confianza. Sin embargo, hay algunas cosas que puedes hacer para tomar el control y ayudarte:
    • Si es posible, mantente alejado de la persona que te está acosando o no vayas a los lugares en los que te acosa.
    • Rodéate de otras personas, especialmente si suele acosarte cuando estás solo.
    • Si el bullying sucede en línea, considera la posibilidad de cambiar tu nombre de usuario u otras identificaciones en línea, actualizar tu configuración de privacidad para que solo tus amigos y familiares puedan contactarte o abrir una nueva cuenta. Elimina la información como tu dirección o número telefónico de tus perfiles en línea y limita la cantidad de información personal que compartas en el futuro. No les des a los bravucones formas adicionales de comunicarse contigo.
    • Documenta cuándo y dónde sucede el bullying, y qué te han hecho. Te sirve de ayuda tener documentación sobre lo que sucedió si es que el bullying persiste y una autoridad tiene que tomar otras medidas. Si el bullying se produce en línea, guarda todos los mensajes y correos electrónicos, y toma capturas de pantalla de cualquier publicación en los medios de socialización digital.
    Anuncio

Método 2 de 3: Ayudar a los demás a lidiar con los bravucones

  1. Imagen titulada Stop Bullies Step 6
    1
    No lo ignores ni tampoco le digas a la víctima “Simplemente ignóralo”. Nunca supongas que una situación que involucra una agresión de cualquier tipo es inofensiva. Si alguien se siente amenazado, la situación se debe tomar en serio, independientemente de que sea una broma verbal o una amenaza de daño físico.[6]
  2. 2
    Dile a la víctima que la apoyas. Las personas víctimas de bullying generalmente se sienten aisladas y desprotegidas. Asegúrate de decirle a la víctima de bullying que estás ahí para apoyarla.[7]
    • Pregúntale a la víctima que la haría sentirse segura.[8]
    • Tranquilízala al decirle que no es la culpable del bullying.
    • Considera la posibilidad de recrear la situación en condiciones seguras para ayudarle a la víctima a aprender métodos seguros de responder a los bravucones.[9]
  3. Imagen titulada Stop Bullies Step 7
    3
    Asegúrate de que todos estén a salvo antes de que intervengas. Si hay un arma involucrada, amenazas serias de un daño físico o te sientes inseguro en la situación, recibe ayuda llamando a la policía u otras autoridades antes de intervenir.
  4. Imagen titulada Stop Bullies Step 8
    4
    Intervén inmediatamente (si te sientes a salvo), pero mantén la calma. Es mejor que intervengas lo más pronto posible, antes de que la situación empeore. Si es posible, recibe ayuda de otra persona que no esté involucrada en la situación.
    • Es importante tener en cuenta que ciertos grupos corren más riesgo que otros. Debes tomar consideraciones especiales cuando lidies con el bullying dirigido a jóvenes lesbianas, homosexuales, bisexuales, transexuales (LGBT), jóvenes con discapacidades o necesidades especiales, o el bullying basado en la raza, origen étnico o religión. Puedes encontrar información específica sobre estos grupos aquí.
  5. Imagen titulada Stop Bullies Step 9
    5
    Separa a las personas involucradas. Analiza los hechos y revisa qué sucedió solo cuando hayas separado a las personas involucradas y puedas hablar con ellos de manera individual. Conversar sobre lo sucedido con ambas partes en el mismo espacio podría dar lugar a que la víctima del bullying se sienta abrumada o avergonzada.
    • El bravucón también podría intimidar o amenazar a sus víctimas para que no se sientan seguras al hablar de lo sucedido. Hablar con cada persona por separado ayudará a reducir esta posibilidad.
  6. Imagen titulada Stop Bullies Step 10
    6
    Haz que las autoridades de la escuela se involucren. Todas las escuelas tienen políticas para lidiar con los bravucones y es posible que también hayan implementado estrategias sobre el ciberacoso. Es responsabilidad de las autoridades de la escuela resolver estos problemas, pero primero tienen que saber qué está sucediendo.
  7. Imagen titulada Stop Bullies Step 11
    7
    Recibe ayuda de un consejero profesional o un terapeuta. Las víctimas del bullying escolar pueden sufrir efectos emocionales y psicológicos a largo plazo.[10][11] Buscar ayuda profesional a tiempo puede mitigar estos efectos.[12]
    • Los niños mayores y adolescentes normalmente lidian con las consecuencias emocionales del bullying por sí solos, lo cual puede conducirles a trastornos de depresión y ansiedad.[13]
    • Si un niño mayor o un adolescente se vuelve introvertido o muestra señales de depresión o ansiedad, como un cambio repentino en su rendimiento escolar, patrones de sueño, dieta o tiene pocas ganas para participar en las actividades sociales, es importante buscar ayuda profesional.[14] Consulta con un trabajador social o un consejero en la escuela de tu hijo u otro profesional de la salud mental.
  8. Imagen titulada Stop Bullies Step 12
    8
    Evita decirle a una víctima de bullying escolar que simplemente contraataque. El bullying implica un desequilibrio de poder percibido o real, es decir, una persona es más grande que la otra, un grupo de personas atacan en grupo a una sola persona, una persona tiene una mayor posición o control, etc. Contraatacar puede colocar a las víctimas en riesgo de que sufran un mayor daño o se queden con una sensación de culpa por esta situación.[15][16]
    Anuncio

Método 3 de 3: Terminar el problema del bullying

  1. Imagen titulada Stop Bullies Step 13
    1
    Debes estar atento a las señales de advertencia de bullying. Hay muchos indicadores que pueden hacerte saber si están acosando a alguien o si esa persona acosa a los demás. Estar atento a estas señales te ayudará a identificar el bullying e intervenir desde un principio.
    • Señales que indican que alguien podría ser una víctima de bullying:[17]
      • Las lesiones o moretones que una persona no puede o no está dispuesta a explicar.
      • Las pertenencias perdidas, robadas o estropeadas, como la ropa rota, gafas rotas, celular robado, etc.
      • Los cambios repentinos en los intereses o el deseo repentino de mantenerse alejado de ciertas personas o lugares.
      • Los cambios repentinos en la dieta, autoestima, sueño u otros cambios emocionales o físicos drásticos.
      • La depresión, las acciones autodestructivas o hablar acerca de lastimarse a sí mismo o a los demás. Si tú o alguien que conoces corren peligro o están a punto de suicidarse, no esperes. Debes recibir ayuda ahora mismo. Puedes encontrar las fuentes aquí.
    • Las señales que indican que alguien podría estar acosando a los demás:
      • La persona se ha vuelto sumamente agresiva, ya sea física o verbalmente.
      • Empieza a meterse en peleas físicas o verbales con frecuencia.
      • Se relaciona con personas que acosan a los demás.
      • A menudo, se mete en problemas con las autoridades.
      • No puede hacerse responsable de sus propias acciones y culpa a los demás por sus problemas.
    • Si notas cualquiera de estas señales de advertencia, conversa con esa persona. Hacerles saber a los demás que el bullying no es aceptable y que estás ahí para ayudar puede darle a la víctima del bullying el valor para decir lo que piensa.
  2. Imagen titulada Stop Bullies Step 14
    2
    Debes saber quién corre más riesgo de sufrir bullying. Ciertos grupos podrían correr un mayor riesgo de sufrir bullying que otros. Es sumamente importante que les prestes atención a estos grupos y estés atento a las señales de bullying.[18]
    • Las jóvenes lesbianas, homosexuales, bisexuales y transexuales (LGBT).
    • Los jóvenes con discapacidades.
    • Los jóvenes con necesidades especiales, ya sean educacionales o físicas.
    • Los bravucones también podrían dirigirse a las víctimas según su raza, origen étnico o religión.
    • Lidiar con el bullying dirigido a los jóvenes LGTB, con discapacidades o necesidades especiales, o el bullying basado en la raza, origen étnico o religión necesita consideraciones adicionales y específicas para la víctima. La información sobre cómo lidiar con estas situaciones específicas se pueden encontrar aquí.
  3. Imagen titulada Stop Bullies Step 15
    3
    Debes saber cuándo sucede un caso de bullying. El bullying normalmente aparece cuando la supervisión o la observación externa es limitada o nula, como en un ómnibus escolar, un baño, etc.
    • Esfuérzate por revisar estos lugares de vez en cuando para que los bravucones no los vean como lugares fáciles para atacar a los demás.
    • Si eres un padre, debes saber dónde tus hijos pasan en línea. Familiarízate con las plataformas y los aparatos que usan y agrégalos como amigo o síguelos. Si tu hijo se siente incómodo al tener como amigo en las redes sociales, asegúrate de que sepa que siempre puede hablar contigo acerca de los problemas que tenga en línea.
  4. Imagen titulada Stop Bullies Step 16
    4
    Habla acerca del bullying. Diles a los demás qué es el bullying, cómo es y cuáles son las maneras de abordarlo en casa, en el salón de clases, en el trabajo, etc. Recuérdales que el bullying no es un comportamiento aceptable y que trae consecuencias.
    • Cuando las personas pueden identificar un bullying, es más probable que tomen medidas, así que conversa al respecto antes de que aparezca.
    • Anima a los demás a conversar con alguien de confianza si los están acosando o si saben que están acosando a otra persona.
    • Establece reglas sobre el uso seguro y apropiado de la tecnología. Habla sobre qué páginas web los niños pueden y no pueden revisar, y cuándo y dónde se puede usar la tecnología.
    • Haz un plan sobre las formas seguras para luchar contra el bullying, por ti y por los demás. ¿Con quién hablarías si te estuvieran acosando a ti o a otra persona? ¿Cuál sería tu primera respuesta? ¿Cómo esto cambiaría según el lugar en el que estuvieras?
  5. Imagen titulada Stop Bullies Step 17
    5
    Debes ser modelo de respeto y amabilidad. Respóndeles a los demás con respeto y amabilidad, aunque estés lidiando con un bravucón. Los presentes verán cómo lidias con la situación y aprenderán de ti. Responderle a un bravucón de una manera agresiva solo intensifica la situación y puede continuar el ciclo del bullying.
  6. Imagen titulada Stop Bullies Step 18
    6
    Crea una estrategia de comunidad. Encuentra a otras personas que quieran prevenir y abordar el bullying, y conversen acerca de las estrategias de prevención e intervención.
    • Trabajen juntos para estar pendiente de los lugares en los que normalmente sucede el bullying y debes estar atento a las señales de bullying en las personas que te rodean.
    • Aprende acerca de la política contra el bullying de tu escuela o trabajo, y también anima a los demás a familiarizarse con ella.
    • Hazles saber a los demás qué hacer y con quién hablar si los están acosando. Anima a los demás a decir lo que piensan si experimentan un caso de bullying o si ven que les sucede a otros.
    Anuncio

Consejos

  • En el año 2012, un informe sobre el indicador de la delincuencia escolar y seguridad señala que los niños les notificaron a un adulto que los estaban acosando solo en un 40 % de las veces ocurridas.[19] Es importante estar atento a las señales de advertencia en tu hijo y en los demás, e intervenir cuando sea necesario.
  • Crea un documento contra el bullying que esté firmado por niños y padres. Pídeles a los demás que se comprometan a crear ambientes seguros y libres de bullying.[20]
  • Puedes encontrar fuentes e información adicional sobre cómo prepararte para lidiar con las situaciones de bullying aquí.
Anuncio

Advertencias

  • Notifica a la policía en caso de que alguien parezca correr peligro o de que sospeches que una persona quiere cometer suicidio.
  • No luches contra los bravucones o alientes a tu hijo a hacerlo. Esto causará más problemas e incluso podría generar problemas legales para el niño.
  • Ponte en contacto con un consejero o trabajador social en caso de que notes las señales de depresión o ansiedad en tu hijo, como una caída repentina en su rendimiento escolar, cambios notorios en su comportamiento o aislamiento social.

Acerca del artículo

Categorías: Bullying